Oh la, la, Paris, Paris! Un Paseo Por la Rivera del Sena

¿Es posible “conocer” Paris? Para responder esa pregunta, tenga en cuenta de cuántos días dispone para recorrerla. Sin duda, tendrá que elegir.

Programe los paseos con cuidado para optimizar tiempo y dinero, París es grande y cara, recuérdelo. http://www.paris.org/Expos/Stereo/

Un paseo clásico es el del Museo del Louvre (http://www.louvre.fr/). Seleccione las obras que más le interese ver para admirarlas detenidamente. Camine por los grandes salones y disfrute del edificio, pero no pretenda ver cada obra, ya que eso es, lisa y llanamente, imposible. No se pierda la Boutique del museo: hay cosas fabulosas para niños y no tan niños.

Un dato: el primer domingo de cada mes la entrada al museo es gratuita.

Como ya dije, París es una ciudad cara, pero caminar es siempre algo económico. Visite la Ile de la Cité sintiendo que circula por los cimientos mismos de la ciudad: las construcciones celtas que le dieron origen. Algo que merece ser visto: vaya a la Conciergerie rumbo a la Sainte Chapelle (http://www.paris.org/Monuments/Sainte.Chapelle/).

sena3Cuando suba las escaleras caracol, no mire hacia arriba hasta que haya llegado al extremo superior. El espectáculo debe parecerse al paraíso: un verdadero festival de la luz, una joya de la arquitectura.

Averigüe si hay algún concierto en la Sainte Chapelle: imagínese sentada escuchando un concierto de cuerdas o de música antigua en medio de increíbles vitraux del siglo XIII ¿Se lo imagina?

Claro, no olvide que el monumento más significativo de la Ile de Francees la catedral medieval de Notre Dame.

Tampoco deje de ver el Memorial de los mártires deportados en la Segunda Guerra. En un folleto que recogí en el lugar, leí lo siguiente: “Delante de tanto sufrimiento aparece la dificultad de testimoniar.

Lo menos que podemos hacer es rendir nuestros respetos y meditar las palabras del escritor italiano Primo Levi, quien también fue un deportado: Sucedió, por lo tanto puede suceder otra vez: esa es la esencia de lo que tenemos para decir”.

En cada paso, su recorrido apela a eso, recordar para no olvidar. El monumento fue concebido como un símbolo de remembranza.

ile_saint-louis_paris

sena2Cruce luego por el puente Saint Louis y estará en la Ille St-Louis.

Es pequeña, su recorrido no le llevará mucho tiempo, pero es una belleza ver las fachadas que dan al río.

Muchas tienen placas que recuerdan a quienes estuvieron allí. Anímese a bajar por las escaleras que la invitan a ver al Sena de cerca.

St-Louis tiene el auténtico espíritu parisino.

¿Hay más cosas para ver en París? Si, muchísimas más, pero todavía no las conozco. Hasta la próxima, entonces y muy buen viaje.

Ver también: El encanto de París en cuatro días alucinantes

VíaViviana Rojas Gomez
Compartir
Viviana Rojas Gomez es Analista de Sistemas y gran amiga de Mujeres de Empresa, siempre que puede comparte los relatos de sus travesías por el mundo.