Versión en:

La visión del futuro

| Tom Coelho | 14.Agosto.03 |

“Una visión sin acción no pasa de un sueño.
Acción sin visión sólo es un pasatiempo
Pero una visión con acción puede cambiar el mundo”
Joel Barker

Las frases precendente cerraban con llave de oro el excelente video “La visión del Futuro”, producido por Joel Barker, el que acostumbro mostrar al final de algunas charlas debido a su incuestionable poder reflexivo. No hay como ir para casa preguntándose: “¿Qué estoy haciendo conmigo, con mi família, con con mi carrera, para ser feliz?”

El texto de hoy tiene ese objetivo. Quiero despertar en usted la auto reflexión sobre cómo ha tratado su vida profesional, sobre cómo se imagina en uno, cinco, diez y en veinticinco años.

Deseo que retire el piloto automático de su vida, a través del cual usted no la conduce, sino que es conducida/o por una rutina sin querer saber hacia qué dirección. Y pase a vislumbrar delante suyo, sólo dos palabras: sueños y futuro.

Futuro y Liderazgo

El futuro no es el lugar hacia donde nos dirigimos. Es el lugar que estamos construyendo y que depender á de lo que hagamos en el presente. Por eso, la mejor manera de preveer el futuro es crearlo.

Aquellos que construyen su propio futuro, construyen también el de los otros. La capacidad de emprender en propio futuro se está volviendo una cuestión de sobrevivencia. Administrar bien un negocio es administrar su futuro; y administrar su futuro es administrar información. El futuro no se trata más sobre tecnología. Es sobre información procesada como conocimiento. Si la historia testimonió la triste división entre naciones ricas y pobres, el futuro puede reservarnos la separación entre los que saben y los que no saben.

Ninguna empresa sobreviviría si dependiera de genios para administrarla. Ncesita poder ser conducida por seres humanos medios. Lidear con gente ya es algo difícil. Pero liderar a la gente para que divise el futuro es todavía más difícil. Jack Welch dijo con propiedad que los directivos débiles acaban con las empresas, acaban con los empreos. La mejor persona del mundo en el negocio o en el cargo errado todavía tiene alguna chance. El mejor negocio o puesto del mundo con la persona equivocada a cargo, no tiene ninguna oportunidad.

Los profesionales con perfil emprendedor son diferentes porque mientras donde todos ven problemas, aquellos ven oportunidades. Viajan en un auto llamado imaginación, tienen a la creatividad como copiloto, la meta como motor y la persistencia como combustible. Saben que sólo el mejor es suficiente y controlan directa o indirectamente, el destino de muchas personas. Hacer vibrar con la misma intensidad con el futuro intangible creado en nuestras mentes es la misión suprema alcanzable a través del liderazgo. El verdadero lider es quien consigue capilarizar ese sentimiento en los grupos por donde pasa.

Sueños y Metas

El futuro pertence a aquellos que creen en la belleza de sus sue ños. Y, parafraseando a Victor Hugo, no hay nada como un sueño para crear el futuro. Todo esto puede parecer juego de palabras, pero usted debe seguir monitoreando sus pasos en relación a sus sueños y nunca adaptarse a ellos. Si prefiere ser más técnica/o, menos filósofa/o, sustituya la palabra “sueños” por “metas”. Mas siga siempre en dirección al cumplimiento de sus planes, recto como una flecha, porque lo que transforma un sueño en irrealizable es la inercia de quien lo sueña. Los seres humanos no podemos parar de soñar. El sueño es el alimento del alma, como la comida lo es del cuerpo.

La mayoría de las personas confunde los límites de su propio campo de visión con los límites del mundo. Ven las cosas y dicen el por qué de las cosas. Los vencedores dicen: ¿por qué no? Pocos aceptan el cargo de la propia victoria, la mayoría desiste de los sueños cuando estos se vuelven posibles. El primer síntoma de que estamos matando nuestros sueños es la falta de tiempo. Las personas más ocupadas tienen tiempo para todo. Las que no hacen nada, siempre están cansadas. Nunca tenemos tiempo para hacer directamente. Pero simepre tenemos tiempo para hacer de nuevo...

“ Yo tuve un sueño en el que un día mis cuatro hijos vivirían en una nación donde no serían juzgados por el color de su piel, sino por el contenido de su carácter”. Cuando Martin Luther King Jr. profirió estas palabras en su famoso discurso, evidentemente encontró gran resistencia en el seno de una sociedad conservadora y racista que todavía hoy es prejuiciosa. Su pensamiento “subversivo”, entretanto, encontró aliados. King no vivió para ver los efectos de sus actos. Pero el tiempo se encargó de concretar sus sueños. Si todavía no el de la igualdad al menos el de oportunidad.

Siempre que enseñe, enseñe también a dudar de lo que enseña No precisamos saber ni “cómo” ni “donde”, pero existe una pregunta que todos debemos hacernos cuando comenzamos una cosa: “Para qué tengo que hacer esto?” Volviendo al inicio de éste texto, Usted; ¿conduce o es conducida/o? ¿Escogió o le escogieron su profesión?

Entre acertar y errar siempre hay espacio para errores mayores. La vida no siempre se basa en las respuestas que recibimos, sino también en las preguntas que nos hacemos. Yo, personalmente, al repasar mi vida, siento que siempre he estado en una corrida de obstáculos, siendo yo el mayor de todos. La gran clave para la satuisfacción es algo que casi siempre se nos escapa. No es conseguir lo que queremos, pero si querer aquello que conseguimos.

Toda gloria es fruto de la osadía. La osadía de intentar ser siempre mejor. No es una tarea fácil, pues siempre hay una cáscara de banana en el piso, a la espera de una tragedia. Y las sombras son simpre negras, aún la de un cisne. Pero espero que reflexione repetidamente sobre lo que conversamos aquí – sueños, futuro, objetivos – corrigiendo permanentemente la ruta y bañándose en las aguas permanentes del cambio

Feliz de quien entiende que es precisio cambiar mucho para ser siempre el mismo.

Si te gustó este artículo compártelo:

Para recibir otras notas similares suscríbete mediante: RSS, Newsletter quincenal ó descarga la toolbar de Mujeres de Empresa.

Fuente: Tom Coelho, graduado en Economía en la FEA/USP, en Publicidad en la ESPM/SP y especializado en Marketing en la MMS/SP y en Calidad de Vida en el trabajo, en la FIA/USP. Es empresario, consultor, escritor y disertante. Diretor de Infinity Consulting, Diretor del Simb/Abrinq y Miembro Ejecutivo del NJE/Fiesp. Contatos através do e-mail tomcoelho@tomcoelho.com.br. Visite www.tomcoelho.com.br.
PS: el texto utiliza frases de Amyr Klink, Arthur Schopenhauer, Clemente Nóbrega, Eleanor Roosevelt, Gandhi, Jack Parr, Paulo Coelho, Pedro Mandelli, Peter Drucker, Ronaldo Sardenberg, Tancredo Neves, Tom Morris.
comments powered by Disqus
Suscríbete a M. de Empresa
suscribir newsletterNewsletter
suscribir feed RSSFeeds RSS
Copyright 2000- Mujeres de Empresa
Sobre Mujeres de Empresa | Contactos |
Pasantías | Prensa | Publicidad |
Términos de uso | Políticas de Privacidad |