Fernanda Teixeira Ganó el Premio a la Calidad de Organización

0
796

premio_calidadCon excelente formación profesional y condiciones natas para el management, esta mujer de empresa logró, con esfuerzo y creatividad, desarrollar un negocio exclusivo.

Graduada en Marketing Inmobiliario, Tecnología de inversiones inmobiliarias, administración y economía, esta emprendedora portuguesa inició su negocio, una empresa de bienes raíces, hace 32 años en Sudáfrica, país que considera su segunda patria y en cuyas universidades adquirió su sólida formación profesional.

Fernanda desarrolló e hizo crecer el negocio sola y se mantuvo como única propietaria hasta hace tres años, cuando resolvió transformarlo en sociedad por acciones y cederle el 25% a su hijo. No obstante, Fernanda Teixeira continua sola al frente de la empresa, que, con sede en Cascais (Portugal), ha logrado expandir a Canadá y Sudáfrica y que, además, trabaja con varios países europeos y africanos.

Como ya habrán percibido, Fernada Teixeira Real Estate no es una simple “inmobiliaria”, sino un verdadero negocio internacional que opera en tres continentes y, como no podía ser de otra manera, dirigido a clientes e inversores también internacionales.

Digamos, solo a modo de ejemplo que, entre las propiedades que ofrece, figuran el Palacio Central de Sintra y suntuosas propiedades frente al mar, en Cascais.

Al preguntarle si piensa expandirse aún más, Fernanda contestó que su objetivo es la globalización. De manera, que saquen sus conclusiones….

Y, como era de esperar, después de tal trayectoria, llegó la hora de los reconocimientos. El pasado mes de octubre, recibió en Madrid el premio internacional de Calidad de Organización (GOLD STAR) que entrega anualmente el BID (Business Initiative Directions).

Los criterios para la selección del ganador son: excelencia en liderazgo y manejo de los negocios; calidad y excelencia; pretigio de la marca, tecnología, innovación y expansión. Un premio notable para una trayectoria que no le va a la zaga.

Le preguntamos a Fernanda como vivió un momento tan importante y nos contestó que, sin duda, era una enorme gratificación personal y que deseaba dedicársela enteramente y en primer lugar al “… país maravilloso que me dio todo mi saber y formación y, en segundo lugar, a mis clientes y amigos canadienses por el apoyo, cariño y reconocimiento que me han demostrado a lo largo de estos 14 años que estoy con ellos y, por último, se los dedico a mis hijos y a todos los clientes y amigos de todo el mundo pues, sin ellos, este premio no habría sido posible …”

Le preguntamos también cómo creía que el premio contribuiría al desarrollo de su trabajo, a lo que nos contestó: “Creo que este premió podrá contribuir positivamente para que podamos alcanzar nuestro objetivo de globalización, ampliar nuestra cartera de clientes en el mundo ya que tengo plena certeza de que con calidad, innovación e iniciativa, alcanzaré mis objetivos.”

arch-of-europeCerrando el diálogo, nos dejó un mensaje para todas las mujeres del mundo:
“No tengan miedo, luchen con perseverancia, determinación y calidad. El éxito está asegurado”, y digamos que sabe de qué habla.

Posteriormente a la publicación de esta nota, Fernanda recibió, en marzo del 2001, en Frankfurt, Alemania el premio de platino.