El Recetario de Marketing

1
2120

Rápido, responde: ¿cuál es la mejor acción de marketing que puedes hacer ahora mismo ? ¿No se te ocurre ninguna idea? Bueno, hoy voy a compartir un simple “recetario de marketing” para ayudarte a saber que parte de tu plan de marketing trabajar cada semana.

Pero primero te contaré un poco de dónde proviene la idea de un recetario de marketing, pues de mis hábitos culinarios … Desde hace algún tiempo, mi esposa y yo tenemos hábitos erráticos para cenar.

A menudo cuando llegaba a casa descubría que mi mujer ya había comido. Al no haber acordado sobre la cena, la mayoría de las veces terminamos cenando cada uno por su cuenta. Entonces abría la heladera, sacaba un poco de pollo, al microondas y listo. ¿Ensalada, vegetales? Noo, no importa mucho ¿verdad?

Hasta que hace unas semanas le dije a mi esposa que tenía una idea para propiciar un cambio. Muy simple, encontré un libro de recetas sencillas y rápidas de preparar pero bien equilibradas, y además, pensadas para dos personas. ¡Perfecto!

Así que nos embarcamos en nuevos hábitos culinarios, planificamos con varios días de antelación, hacemos las compras y cada noche probamos una nueva receta. Y a decir verdad, fue un hallazgo, las comidas son sabrosas, equilibradas, no nos dejan con hambre y nos hacen sentir mas saludables.

Tener un recetario fue una solución simple y ponderosa que pudimos implementar inmediatamente y con beneficios tangibles.

Entonces pensé “¿por qué no compartir algunas recetas de marketing que se puedan implementar tan fácil y rápido como mis recetas de cocina? Bueno, aquí están:

Recetario de Marketing

En primer lugar voy a asumir que tienes un conocimiento básico de marketing. Tienes un sitio web, cuentas en diferentes redes sociales y tal vez una lista de correo electrónico, además de un mensaje de marketing que llama la atención de los potenciales clientes.

El problema es que no estás consiguiendo mucho. Estás sentada en tu escritorio, reuniéndote con la mayoría de los clientes de forma virtual y cuando tomas un descanso, lo dedicas a los medios sociales como si fuera jugar a un videojuego. Así no vas a ninguna parte. Así que te voy a poner en una dieta especial de marketing que consiste en una receta de marketing para un día – para cada uno de los cinco días de cada semana laboral.

Lunes: Llama a un ex cliente o a un asociado y estable un tiempo para conversar. Puedes hablar en persona o por teléfono, Skype, etc. Cuando realices la llamada ( que podría ser esa semana o en algún momento posterior) habla de lo que estás haciendo ahora, y pregúntales lo que están haciendo ellos/as. Sólo hablando, intercambiando de ideas , y conectando con ellos agilizará tu imaginación y tendrás algunas ideas para utilizar.

Martes: Llama a un cliente actual o pasado y establece un tiempo para hablar (aparte de su tiempo pagado con ese cliente ). Cuando te reúnas con ella o él habla sobre referencias. Dice algo así como : “Mercedes, sé que estás satisfecha con nuestro trabajo juntos ¿conoces a alguien como tú, que deba saber sobre el trabajo que estoy haciendo? ¿me puedes contactar con ellos .? “ No conseguirás 1.000 referidos de esta manera, pero tarde o temprano se va a tener un buen triunfo .

Miércoles: Conéctate con alguien en las redes sociales con quien hayas tenido algunos intercambios, pero que no conozcas realmente. Hazle saber que le gustaría conversar con ella/el brevemente. Encuentra un tiempo para hablar, y en esta charla , en unos pocos minutos conoce más acerca de lo que hace y aprovecha para comunicarle lo que tú haces. Y luego, después de chatear, ve si se puedes darle a esta persona una idea, algún recurso, alguna otra cosa de valor después de hablar. Eso es todo.

Jueves: Conecta con tu red y pregunta o pide algo. Puedes hacer esto en un envío limitado de correo electrónico o un mensaje en Facebook o LinkedIn. Lo que esto hace es abrir la posibilidad de recibir contribuciones. Dado que a las personas les gusta aportar, te sorprenderás de las respuestas. Lo que pides debe ser algo que no se pueda encontrar fácilmente en Google. Tienes toda una semana para pensar en algo, y espero que lo encuentres bastante fácil.

Viernes: Siéntate y escribe algo sobre tu negocio. No me importa si es un par de párrafos o un artículo entero. Que sea sincero y tan interesante como puedas hacer, tal vez el tipo de ideas que compartes con sus clientes.

A continuación, publícalo en tu blog. Mira, así es como comienzan los blogs. No es necesario un gran plan. Sólo tienes que escribir algo interesante y publicarlo. ¿No tienes una página con blog? Bueno, si tienes un sitio de WordPress, puedes añadir un blog de forma sencilla, rápida y económica mediante cualquier tecnología web (ver jueves).

Variaciones sobre estas recetas: mezclarlos en el orden que desees. De vez en cuando, omite una – pero que sea una diferente cada semana.

Lo que va a ocurrir: Todas estas son recetas para salir del encierro en que a veces nos metemos. Los tres primeros tienen por objetivo las conversaciones. Y he descubierto que las conversaciones conducen a lugares, a menudo los lugares más inesperados.

Los dos últimos son para pedir una contribución y para a su vez hacer una.

Se trata de ejercicios de gran alcance que flexionan tus músculos y aumentan la fuerza de tus acciones de marketing.

No realices ninguna de estas recetas de marketing para conseguir un resultado específico. Sólo mantente abierta a lo que suceda.

Compartir
Robert Middleton de Action Plan Marketing ayuda a los profesionales independientes a atraer más clientes. Por favor visite el site de Robert para leer otros artículos y recursos de marketing.