El Poder de las Pequeñas Cosas

1
564

Si usted es lectora o lector de nuestro site y visita periódicamente la sección de marketing para obtener ideas que la/o ayuden a comercializar sus productos y o servicios, quizás se sienta un poco abrumada por la cantidad de cosas que puede poner en práctica.

¿Por dónde comenzar? ¿Qué es lo más importante?, ¿Qué acción producirá el mayor impacto? ¿Cómo puedo evitar perder el tiempo?

Todas estas son preguntas válidas y de lo más comunes.

Mi consejo es muy simple:

  1. una vez que tenga un panorama general de lo que tiene que hacer,
  2. ordene las actividades según una secuencia lógica (después de todo el marketing no es más que sentido común aplicado) y
  3. COMIENCE con un pequeño paso por vez.

Si tiene una guía o manual entonces comience por el capítulo primero y ponga en práctica (enfatizo: ponga en práctica) lo aprendido hasta ahí antes de seguir con el siguiente capítulo.

Con respecto a las actividades de marketing, elija una y trabaje hasta dominarla e incorporarla como un hábito más.

Una vez que esta actividad se haya transformado en hábito, agregue otra actividad de marketing y repita el proceso.

En relativamente poco tiempo tendrá dominio de varias y formarán parte de su agenda de trabajo diario.

Recuerde: con leer sobre un tema no alcanza, hay que ponerlo en práctica, de a una actividad por vez.

¿Comentarios, sugerencias? Por favor utilice el formulario al pie y no olvide compartir esta nota en sus redes sociales.

Compartir
La Arquitecta Silvia Chauvin es editora de Mujeres de Empresa, escribe sobre temas de tecnología y redes sociales.